¿Quieres hacer estos pendientes de cuero?

¡Vale, lo admito!. Las últimas publicaciones se han centrado excesivamente en los superduos con miyuki y tupis o facetadas. Muchos de los que se consideran más humildes y menos hábiles se han quedado mirando la foto y pensando “muy bonito, pero no voy a poder hacer algo tan complicado”. Y además han sido todo colgantes o collares, qué aburrido.

Pues hoy lo vamos a compensar.

Estos pendientes de colgantes son de dificultad nivel principiante. No requiere ni grandes cantidades de materiales, ni técnicas complicadas para su elaboración. Son tan simples como tener las piezas y hacer 5 nudos por pendiente (10 el par).

¿Sus materiales? Cuero redondo de 2mm, 2 bases de pendiente y entrepiezas para cuero redondo. Las que más te gusten, no tiene que ser precisamente estas.

Para cada pendiente:

1. Coge el cuero y corta 2 trozos de 15cms. Coge ambos trozos juntos por la mitad de forma que te quede un bucle y anúdalos en la base de pendiente dejando los cordones largos y el bucle muy corto. (Es el mismo nudo que usarías para las bolsas de la fruta en el supermercado).

2. Pasa las entrepiezas entre 1 o varios cordones si es posible y déjalas a la altura que te guste. Haz un nudo simple en el extremo y corta el sobrante.

¡Espero que os guste!

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *